Dicho esto, tengo que advertirte que no todos los negocios tienen el potencial para proporcionarte libertad financiera. Hay negocios que son empleos encubiertos. Si abres una tienda de ropa que genera 60.000€ de beneficios al año pero que te obliga a pasarte 12 horas al día gestionándola, podrás ser tu propio jefe pero nunca serás libre. Sí, podrías contratar a un buen gestor que se encargase de todo por 40.000€ al año, pero entonces no serías libre sino mileurista.
La gran mayoría tenemos una aversión irracional al riesgo. Es natural, nuestro cerebro está diseñado para que las pérdidas sean más dolorosas que las ganancias (más o menos el doble de dolorosas). Más sobre el tema en el libro Pensar Lento, Pensar Rápido del master de masters Daniel Khaneman o en este post en donde hablo de conceptos económicos que me han ayudado a tomar mejores decisiones en mi vida.
No obstante, si eres de los que tiene deudas negativas, como las de tus tarjetas de crédito (dónde estás pagando altas tasas de interés); y no deudas “buenas” que son aquellas que te generan ingresos, o te ayudan a construir tu patrimonio, tu prioridad número uno debe ser aprender cómo salir de deudas y cambiar tu hábito de endeudarse con estos plásticos.
Pues bien, ojalá que prosigas con esa tónica con la que escribiste el artículo ya que se siente otra manera muy distinta de acercarse a los usuarios y a que ellos no sientan que lo quieren estafar descaradamente, por tanto, amigo, me sumo a los miles de agradecidos con tus artículos, especialmente este de cómo ganar dinero en Internet, donde colocas la perseverancia y la constancia como elementos de primer orden.
El valor que queda será lo que gastarás con la producción y la divulgación de tu curso. Entonces, si vendes un producto de $ 114 USD por día durante 6 meses tendrás, al final de este período, 180 unidades vendidas. Esto resulta en aproximadamente $ 3.600 USD para pagar tus gastos con divulgación y producción (ya que tendrás de sobra $ 20 dólares cada vez que vendas una unidad de tu producto).
×