Razones para decidirse a trabajar desde casa hay muchas, así como las formas de conseguir dinero en Internet. Pero si tengo que mencionar las más convenientes serían: vivir tranquilos sin tener que soportar ordenes de terceros, posibilidad de ganar varias veces más que un trabajo ordinario y por último, el gusto de poder trabajar en compañía de nuestros seres queridos.
Un tip útil es usarlas estratégicamente, es decir, con cierto orden determinado que esté en consonancia con una estrategia de marketing. Para ello, es útil armar un calendario planificado, que te ayude a ir comunicando tus contenidos con cierta coherencia e intencionalidad. No es bueno que postees contenido al azar, hablando un día de un acontecimiento político y al otro día de tendencias en moda.

Actualmente, las listas son increíblemente populares para compartir en las redes sociales. Los sitios como Buzzfeed y Mashable presentan excelentes encabezados para estas listas, tales como “10 formas para…” o “21 signos de que eres….”. Estos títulos llaman rápidamente la atención del lector y son una excelente forma de lidiar con los periodos de atención reducidos.
En los empleos tradicionales es necesario dedicar tiempo y esfuerzo para lograr ganar dinero. Aquí en Internet al principio también funciona de esa manera. Para poder generar ingresos tendrás que dedicar tiempo y esfuerzo, sin embargo a medida que pasa el tiempo y vas aprendiendo sobre los negocios por Internet, comenzarás a ver que tus esfuerzos cada vez son mas pequeños y las ganancias mayores. En este punto te vas a enfocar en conseguir ingresos pasivos y residuales, que van a hacer que el dinero trabaje para ti. 

No te dejes engañar por aquellos vendedores de tráfico que prometen miles de visitas por hora. Lo que en realidad hacen es cargar tu URL en un programa junto con una lista de servidores proxy. Luego ejecutan el programa durante algunas horas. Parece que alguien se encuentra en tu sitio web porque tu registro de visitas muestra a visitantes de miles de direcciones IP diferentes, pero lo que en realidad sucede es que el proxy es el que ingresa a tu sitio web, no alguien más. Es un desperdicio de dinero.
A todos nos gusta que nos incluyan en listados de mejores blogs, mejores perfiles de Twitter, mejores emprendedores, etc. Todo aquello que empiece por ‘mejores X’ nos encanta, ¿verdad? Incluso por muchas veces que nos mencionen o incluyan en este tipo de listados nos sigue gustando, ¿y qué hacemos cuando esto ocurre? Exacto, lo compartimos en nuestros perfiles sociales, no solo por el puro ego, si no porque estamos contentos porque incluyen un enlace a nuestra web desde otro blog, toma, ¡un backlink!
Si eres un aficionado por la fotografía (no necesariamente un profesional), pero si tienes un talento innato para ello, pueda que estés interesado en vender tus fotos en Internet y generar ingresos extra. Lo único que necesitas es una cámara, no necesariamente de última tecnología (con que tome fotografías decentes basta) y las ganas de “querer ganar dinero con tus fotos”.
En Internet, esto se maximiza hasta niveles insospechados por la velocidad a la que corren las noticias y el alcance que éstas tienen, por lo que si no eres sincero y te dedicas a vender la moto con negocios de esos en los que te haces rico en dos días, se va a enterar hasta el último chino en cuestión de segundos y vas a cerrar el chiringuito más pronto que tarde.
Interactúa con los lectores a través de los comentarios. Los comentarios son una excelente forma de estar en contacto con los lectores. Responde a los buenos comentarios sobre tus artículos y usa ese espacio para hacer preguntas. Dedicar unos cuantos minutos de tu tiempo cada día para responder la mayoría de los comentarios bien planeados será muy beneficioso para tu comunidad.
×